Otro accidente laboral


Un hombre falleció ayer electrocutado en un accidente laboral ocurrido en la capital. El operario, que pertenecía a una empresa de electricidad, manipulaba un cuadro eléctrico cuando sufrió una descarga que acabó con su vida. El suceso ocurrió sobre las 15:50, en la residencia Madre Carmen, de calle Frigiliana. "Tocaría algo que no debía y quedó agarrotado. Estaba con un compañero, que empezó a hacerle respiración artificial", explicó la superiora del centro, Dolores García. 

El personal de la residencia llamó de inmediato al 061, pero los facultativos sólo pudieron certificar su muerte. "Era una persona muy querida porque llevaba más de cinco años trabajando aquí", apuntó la superiora. El hombre, de 49 años, era empleado de una empresa que hacía trabajos de electricidad y chapuzas para el asilo, ubicado en la zona de Carretera de Cádiz. Había hecho toda la instalación eléctrica de la obra que durante los últimos años ha acometido la residencia. 

"El 061 llegó rápido y estuvo dos horas intentando reanimarlo, pero no se pudo hacer nada", aseguró la superiora. Al lugar también acudió la Policía Nacional y el juez de guardia, que procedió al levantamiento del cadáver. Su cuerpo fue trasladado al Instituto de Medicina Legal para que se le practicara la autopsia pertinente. No obstante, la Comisaría Provincial informó de que el suceso había sido un accidente laboral. 

¡NO MÁS MUERTES EN EL TRABAJO, EL TRABAJO ES PARA LA VIDA!
¡QUE LOS OBREROS MUERTOS EN EL CAMPO DE HONOR DEL TRABAJO, DESCANSEN EN PAZ!

Entradas populares